Estimulación para mi desarrollo

Mi estimulación requiere un ambiente amoroso, cálido y tranquilo.

Los juegos estimulan un aspecto particular en la formación de interconexiones neuronales del cerebro, que se desarrollan en mayor cantidad desde el nacimiento hasta cerca de los tres años y ayudan al pensamiento, el movimiento y el progreso sensorial.

Quiero contarte que todos los niños son diferentes, aprenden a su propio ritmo y a su tiempo. Durante el juego no deben sentir hambre, sueño, ni malestar. La estimulación debe ser una experiencia positiva. No se les debe forzar a ninguna actividad.

136

Estimulación y juegos de 0 a 3 meses

  • Las respuestas que genero son automáticas, jugar, consiste en mirar, sentir, escuchar, oler y conocerse. El amamantamiento, el arrullo, los abrazos, hablarme permanentemente, las canciones de cuna, la música, las mecidas suaves y las caricias, son formas de jugar. Después del primer mes, aparecen las respuestas sociales.
  • Para ejercitarme, colocame en el suelo sobre una manta y boca abajo, deja que me mueva y ensaye todas las posiciones posibles. Estos ejercicios me preparan para gatear, sentarme, caminar.
  • Me puedes arrullar con balanceos suaves, hacia delante, atrás y los lados. Son aconsejables los sonidos agradables y juguetes de poco peso, como móviles de color blanco y negro, ubicados a 20 ó 30 centímetros de mi carita, mueve las figuras para que siga el movimiento. Las caricias son un juego que me estimula y me permite crecer. Al acariciarme, mi cuerpo libera endorfinas, las cuales producen bienestar y maduran todo mi sistema inmune.

Conoce los beneficios de las tomas nocturnas. Leer Más.